Primera expedición a la laguna de Fúquene, todo un carnaval para reconocer el territorio

Cerca de 400 personas de 16 municipios se dieron cita para esta actividad promovida por la CAR y los Comités Interinstitucionales de Educación Ambiental.

Foto: CAR.

La Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca – CAR, realizó la primera expedición por la Laguna de Fúquene, con la participación de los Comités Interinstitucionales de Educación Ambiental, pertenecientes a los 16 municipios de las Direcciones Regionales de Chiquinquirá y Ubaté; cuyo principal objetivo es reconocer la importancia de este ecosistema, determinar sus diferentes problemáticas y socializar los proyectos que para su protección y recuperación está adelantando la Autoridad Ambiental.

La expedición contó con la participación de aproximadamente 400 habitantes de municipios con influencia en la Laguna, quienes se integraron por medio de una jornada de avistamiento de aves en el lugar, una caminata ecológica con varias estaciones de información por parte de la fundación humedales y de profesionales pertenecientes a los programas de educación que lleva a cabo la CAR, como el Distrito de Manejo Integrado del complejo lagunar Fúquene-Cucunubá y Emprendimiento Social para la Conservación ambiental-ESCA; la actividad finalizó con la realización de actividades artísticas por parte de los participantes y un acto cultural.

“Pudimos evidenciar que un buen número de los asistentes a pesar de ser habitantes de la cuenca no conocía la Laguna y es por eso que estos encuentros resultan importantes para apropiarnos y comprometer entre todos, los mayores esfuerzos en defensa de nuestros recursos y nos invita así mismo, a la realización de otras expediciones como la cumplida en esta ocasión” manifestó la doctora Martha Carrillo, quien está al frente de la Dirección de Cultura Ambiental y Servicio al Ciudadano de la CAR.

Para esta primera jornada se destaca la presencia entre los participantes del alcalde del municipio de Caldas, Zamir Castellanos, concejales, educadores, estudiantes, campesinos y en general una masiva participación de los habitantes de la región.





Fuente: Pedro Orlando Barrios Pineda.